jueves, 19 de julio de 2012

Solidaridad populista


He leído en Facebook esta noticia:

{ La Junta de Gobierno Local aprueba la supresión de la paga extra de Navidad a los concejales de la Corporación Municipal.
El portavoz del equipo de Gobierno, ha informado hoy de que la Junta de Gobierno Local ha aprobado en su última reunión la renuncia por parte de los concejales del Ayuntamiento de XXX a la paga extraordinaria de Navidad, una cuestión que se trasladará para su debate en el Pleno que se celebra mañana.
El portavoz, que ha comparecido ante los medios acompañado de la concejal de Hacienda, para dar cuenta de los acuerdos de la Junta de Gobierno, ha explicado que esta decisión “es de sentido común” y se lleva a cabo “por solidaridad con los empleados públicos”, afectados por medidas restrictivas en sus remuneraciones.}

Señores políticos: ¿Creen realmente en las medidas que está aplicando el Gobierno? Si es así, ya deberían haberse bajado los sueldos (incluidos los “jubilados con solo 4 años de trabajo??”) y aumentado su eficiencia hace muchos años. Todos son bastante responsables de haber contribuido a llevarnos a la deplorable situación en la que nos encontramos actualmente.
Si no creen en ello o no entienden nada, tal como les pasa a millones de ciudadanos, solidarícense de verdad con ellos, trabajen sin descanso y busquen otras ideas-medidas eficientes para reducir el endeudamiento. Explíquennos-las claramente a todos y luchen por ponerlas en práctica. Seguro que recibirán todo el apoyo necesario para ello.
Los ciudadanos percibimos que sólo discuten por sus intereses personales y partidistas. No tienen visión de estado y la mayoría de ustedes y los partidos a los que representan y gobiernan, no muy democráticamente por cierto, están “hipotecados” con los “poderes facticos”. Tienes sus manos atadas por compromisos difícilmente confesables a los ciudadanos, para poder hacer algo más que “marear la perdiz”. De vez en cuando asoma una pequeña puntita del iceberg para escándalo de la ciudadanía. Quedan muy lejos aquellos tiempos en los que los dirigentes daban ejemplo, defendiendo sus ideales y los de sus seguidores, hasta con sus vidas si era necesario e iban a la cabecera de sus tropas en las batallas.
Decir que van a renunciar a su paga de Navidad por “solidaridad con los funcionarios” es populismo barato. Desde luego este proceder es mejor que el comportamiento de otros muchos que no solo no se lo bajan, sino que se lo aumentan, defraudan y mantienen vigentes leyes tan antidemocráticas, como las de los financiamientos de los partidos políticos, la ley electoral que ahoga la pluralidad, el funcionamiento antidemocráticos de los partidos que mantienen enquistadas a sus cúpulas y purgan a quien osa exponer sus ideas si no están en plena concordancia con las del aparato del partido  Por cierto, no han reducido ningún puesto de confianza ni siquiera les han bajado el sueldo por hacer poco más que estorbar. A los funcionarios que han tenido que romperse los cuernos estudiando, preparando oposiciones para conseguir un trabajo, que luego no pueden desempeñar a conciencia por la maraña de trabas y compromisos políticos existentes, les ultracongelan hasta los…..
Y ahora se solidarizan. ¡Venga ya!
Como lo demás es tan malo, si algo se hace como se debería, parece que es una heroicidad. 
La mayoría de los ciudadanos llevamos apretándonos el cinturón hace algunos años, percibiendo salarios bastante más bajos y pagando impuestos más altos que al principio de la crisis. Por ello les decimos a los políticos y gobernantes que toman esta decisión: Señores: ¡Ya era hora que tuvieran un gesto!, Aunque sea tarde.
Pero no se duerman. La austeridad nos la imponen nuestros acreedores por nuestra mala cabeza (la de casi todos, aunque la de unos mucho más que la de otros y la de algunos con premeditación y alevosía. Ya lo sabían ustedes cuando gobernaba el equipo del Presidente Zapatero en el gobierno central y el PP en muchas autonomías. No nos conformamos con propaganda populista ni con el chocolate del loro. 
Les seguimos pidiendo democracia verdadera, honestidad, responsabilidad, ideas inteligentes para salir del bache, trabajo bien hecho, eficiencia, capacidad de comunicación y transparencia. Si no saben cómo hacerlo por no estar suficientemente preparados, no les pido que cambien sus ideas políticas. Basta con que busquen entre las bases de sus partidos. Seguro que hay muchos ciudadanos suficientemente preparados para darles ideas y ayudarles. Lo han hecho siempre aunque ustedes no sólo no los han escuchado, sino que los han callado. Si no lo hacen porque en realidad les ciegan sus ansias de poder y enriquecimiento personal, el clima social se irá calentando y tal vez llegue el día en que les ayuden a tomar la “decisión” de alguna otra forma.
No sería un escenario bueno para nadie y ojalá no lleguemos a verlo.  
©JAS 2012

Publicar un comentario