sábado, 8 de octubre de 2011

Economía de crisis

¿Hay alguien que todavía no se ha enterado que estamos en crisis?

Por la forma en que están actuando algunos políticos, dirigentes y ciudadanos en general, parece que no se han enterado.
En economía, como en otras facetas de la vida, lo que no hay que olvidar es el “sentido común”.
Imaginemos a un padre que estuviera pasando penurias económicas, hablando con sus hijos, cuando una tarde a la vuelta del instituto le pedían un “Smartphone” para reyes:
Si os hace ilusión, os lo compro. Que no se diga que vuestro padre no pude permitírselo. De alguna forma saldremos del atolladero. No hay  mala racha que cien años dure. De alguna forma se resolverá el problema.
La madre (históricamente las mujeres se han encargado de administrar la hacienda familiar) le recriminó inmediatamente al padre su actitud:
 Pero si ya no me fían en ninguna tienda. Los bancos no me prestan ni un duro para ir a comprar y tú les dices a los niños que les comprarás el iPhone. Ni se te ocurra meter mano en la cajita donde guardo los últimos billetes que tenemos para despilfarrarlo en esa tontería. Que hablen cara a cara con sus amigos n el paseo como se ha hecho siempre.
Por su parte, cada uno de los hermanos actuó de diferente forma. El hijo mayor, más responsable y consciente del mal momento por el que está pasando la familia, no gasta nada si no es imprescindible para sobrevivir, renunció al gadchet fashion ultramoderno como regalo de Reyes. El hermano menor siguió gastando como si no pasara nada. “¡Hay que vivir la vida decía!” ¡Cuánto menos gaste mi hermano, que es un muermo y no sabe divertirse, más tendré para mí que soy el más famoso y guay del insti. Y cuando se me acabe la guita, ya le pediré a mi madre, que no ha podido resistirse nunca a mis lisonjas. O a mi padre, que es más chulo que pa que.
Como podéis imaginar esta conversación imaginaria es una metáfora.
Basta que sustituyáis….
Al padre por el Gobierno de turno.
A la madre por los “expertos-responsables” a los que los políticos puede que escuchen, pero que se pasan a sus consejos por el forro de los ……
Los bancos por el gobierno alemán y/o chino que cada vez están menos dispuestos a prestar a sus “socios” del sur de Europa.
Al hijo mayor, por todos los ciudadanos responsables, que los hay
Al otro hijo por los ciudadanos irresponsables o jetas-vividores-estafadores-aprovechados, etc., que hay demasiados.

 …..  y veréis que casa a la perfección.
¡Señoras y Señores!. Estamos en una “economía de guerra” y para ganar esta “guerra” hay que ser “valientes”. Los gobernantes, como cabecillas de la tropa,  deben explicar a los ciudadanos la realidad de la situación en la que estamos. Dar ejemplo de honradez, sacrificio, buenas ideas y buen trabajo y pedirles lo mismo a todos los ciudadanos. Todos estamos en el mismo Estado ¿verdad?. ¡A TODOS por igual! Con unidad y equidad.
 Hace muchos años que nos dicen que “hay café para todos”. Tal vez a algunos les gustaría otra cosa. Pero ahora es lo que hay. Lo que falta es que algún dirigente les recuerde a sus colegas y a las “fuerzas sociales”, que lo que necesitamos es:
“Recortes”, los precisos. Pero para TODOS.
“Sacrificios" los necesarios. Pero para TODOS.
“Educación" la mejor que se pueda. Pero para TODOS  
“Trabajo" de calidad y mucho. Pero para TODOS.

¡DESPERTEMOS!.  

No hay tiempo que perder esperando a que venga alguien a arreglar el desaguisado.
Pongámonos, de una vez por todas, a trabajar TODOS. Con ganas. A asumir nuestras responsabilidades, cada una las suyas. A dejar de taparse los ojos ante tantos desaguisados y a exigir reparación a los responsables.
Estamos en CRISIS. De las decisiones que se tomen y de nuestra actuación personal, depende que consigamos ganarle la guerra.
©2011 JAS
Publicar un comentario